Porqué no debes llevarte a tu perro de fin de semana

Porqué no debes llevarte a tu perro de fin de semana

Porqué no debes llevarte a tu perro de fin de semana

Muchas personas aprovechan días libres o puentes para irse a relajar a un hotel y desconectar de todo lo que tienen alrededor. Cuando buscamos un hotel, los dueños de perros y gatos tratamos de encontrar uno que admita hospedarse con animales. A pesar de que cada vez son más los hoteles que permiten este servicio, aún falta mucho para catalogarlo como “apto”.

Algunas de las limitaciones con las que nos encontramos nada más pisar el hotel son:

  • Prohibido pasear al animal por restaurantes y piscina.
  • El animal no puede subirse en las camas.
  • Depósitos de hasta 300€ como seguro contra desperfectos.
  • Si el animal se queda sólo en la habitación, debe hacerlo en un transportín (que sabrán ellos).
  • Cuando procedan a limpiar la habitación, el animal deberá estar fuera.
  • No se podrá circular con el animal por el hotel.
  • Si el animal molesta con sus ladridos o aullidos podrá expulsarse tanto al animal como a los dueños.

 

Como vemos, si nos llevamos a nuestro compañero con nosotros de fin de semana, le tendremos cerca, pero su calidad de vida caerá en picado. Tendrá que pasarse el día solo en la habitación y nosotros estaremos incómodos en la piscina pensando en él. En estos casos las mejores alternativas son buscar a un familiar o amigo que cuide de nuestra mascota o dejarlo en una residencia canina que sepamos que velará por su seguridad y pos su cuidado.

Esto es en hoteles que están comenzando a introducir la política “Pet Friendly” pero hay hoteles que permiten que los animales campen a sus anchas en piscinas, lugares comunes, etc. Lo único en contra es que estos hoteles suelen estar abarrotados y, si nuestro amigo no es muy dado a sociabilizarse, podremos tener algún que otro problema.

Sin Comentarios

Deja tu comentario