El Guppy. Peces para acuarios de principiantes

El Guppy. Peces para acuarios de principiantes

El guppy es uno de los peces más fáciles de mantener en nuestro acuario, ya que no son exigentes en cuanto a cuidados y se reproducen muy fácilmente, por lo que son ideales para los no experimentados en el mundo de los acuarios.

Origen.

Es un pez originario de América Central y del Sur. Actualmente, y debido a su fácil reproducción, es fácil encontrarlo en charcas y arroyos.

Características.

Son peces muy sociables, algo ideal si queremos plantearnos integrar a nuestro acuario otras especies. Los guppys son peces de agua caliente por lo que la temperatura del agua debe estar entre los 23°C y los 28°C aunque su temperatura óptima son los 25°C.

Guppy macho

Los machos suelen medir entre 3 y 6 cm y las hembras pueden llegar a medir hasta 8 cm. Se diferencian en la cola, la del macho es más grande y colorida que la de la hembra y en que el macho posee una aleta anal (gonopodio) que es lo que utilizan para reproducirse.

Los guppys gustan de nadar, por lo que se recomienda que por cada pez hayan de 8 a 10 litros. Se deben tener al menos 3 hembras por cada guppy macho porque estos suelen acosarlas y si sólo se tiene una, puede llegar a sentirse estresada. Tener un acuario bien plantado y con decoraciones ayudará a que las hembras encuentren refugio del macho.

Guppy hembra preñada

Reproducción.

Son peces que se reproducen con mucha facilidad. Cuando la hembra está preñada, en la zona de la cloaca empieza a aparecer un punto negro, que se va agrandando junto con su abdomen. El embarazo dura unas 4-6 semanas y conviene separar a la madre en un acuario más pequeño o una paridera para que los demás peces no se coman a los alevines.

Sin Comentarios

Deja tu comentario