Inicio Novedades Consejos para preparar la casa para la llegada de mascotas

Consejos para preparar la casa para la llegada de mascotas

0
Consejos para preparar la casa para la llegada de mascotas

Consejos para preparar la casa para la llegada de mascotas

Pasos para recibir a vuestro perro en casa

Si después de mucho tiempo pensándolo ya habéis decidido compraros un perro, debéis de tener en cuenta algunos detalles previos para que la llegada de la mascota sea lo más fácil posible. Los primeros días siempre son complicados y hacer unos buenos preparativos os pueden ahorrar muchos quebraderos de cabeza.

Buscar su zona de descanso

Antes de que vuestro perro llegue a casa tenéis que elegir dónde va a dormir. Tened en cuenta que la primera noche tiene todas las posibilidades de ser mala, ya que seguramente se la pase llorando porque se encuentra lejos de su madre y de sus hermanos. Evitad caer en el error de llevároslo a vuestra cama por solo esa primera noche, ya que después le va a costar volver a su zona de descanso.

¿Qué le podéis poner para que duerma? Sirve cualquier toalla vieja o manta que tangáis. Si preferís comprarle una cesta que venden en cualquier tienda de animales, podéis hacerlo. Lo importante es que en ese espacio no se sienta amenazado, ya que para él será su refugio. Debéis evitar que sea molestado, por ello, si tenéis niños pequeños, enseñarles que no deben molestar al perro en su refugio.

Seguramente, se dedique el animal a corretear por toda la casa para investigar y también vaya recolectando objetos que encuentre para llevarlos a su refugio. Aunque parezca difícil porque seguramente os siga a todos lados, intentad recuperar vuestros objetos cuando no esté en su zona.

Es importante que no pase frío y además que le enseñéis a dormir como vosotros lo hacéis, es decir, si bajáis las persianas por la noche acostumbrarle a ello o también si las tenéis subidas a lo largo del día. Existen empresas como Somfy que fabrican motores para facilitar la tarea de bajar y subir las persianas, con sensores de luz e incluso posibilidad de programarlas según las horas.

Preparar su zona de comida

Una vez solucionado el tema de su zona de descanso ahora debéis buscarle un sitio para comer. Por lo general es aconsejable que utilicéis comederos y bebederos de acero inoxidable o de cerámica y con base pesada, ya que si utilizáis uno de plástico corre el riesgo de convertirse en un juguete y en un nido de bacterias.

Por último, debéis acostumbrarle a vuestros horarios de comida, ya que una vez conseguido esto, no tendréis que estar pendientes de darle de comer a una hora en concreto.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí